— ENLACES PATROCINADOS — Suscribete gratis a nuestro boletín
Devocionales 148 vistos

Devocional: Apoyados en las promesas de Dios

Por: Daniel Mendoza P.
Devocional: Apoyados en las promesas de Dios
Fecha: Miércoles, 06 de junio del 2018 ID: 201700002010

Síguenos en Facebook

Mat 4:4 No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios.

La silla de la cocina parecía en buenas condiciones. Pero cuando Miguel se sentó para comer, una de las patas se quebró en dos. Al caer, Miguel quiso agarrarse de la mesa. Pero el problema fue que se tomó de una punta del mantel, sobre el que había un plato repleto de fideos y un vaso de leche. Una pequeña quebradura en la pata de la silla significó que Miguel terminó “luciendo” su comida de pies a cabeza. La silla sencillamente no había podido sostener el peso de Miguel.

Algunos creen que la Biblia es como una silla vieja con una pata rota. Piensan que dice cosas lindas de Dios, del amor y de la fe. Pero sospechan que bajo las presiones, la Biblia se desploma, que no puede aguantar el peso de las preguntas difíciles.

¿Qué opinas? ¿Es la Biblia valiosa únicamente porque tiene un lindo mensaje, o es la Palabra de Dios totalmente cierta? ¿Cómo lo sabes?

Si creemos que Jesús es el Hijo de Dios —que es veraz y omnisciente— entonces tenemos que creer en lo que él enseñó acerca de la Biblia. Jesús mismo dijo que “la Escritura no puede ser anulada” (Juan 10:35). En Mateo 12:40, Jesús contó la experiencia de Jonás como un hecho, no como ficción. Vez tras vez se refería a las Escrituras al enseñar, y es evidente que consideraba que las enseñanzas, los pormenores históricos y los eventos del Antiguo Testamento eran fidedignos.

Vemos claramente la actitud de Jesús hacia las Escrituras en el relato de sus tentaciones en el desierto. Cada vez que Satanás le lanzaba una pregunta o una tentación, nuestro Salvador respondía citando pasajes de las Escrituras. No sólo estaba totalmente convencido de que la Palabra de Dios era verdad, sino que también la usó como un arma poderosa para derrotar a su enemigo.

Para Jesús, la Biblia no era meramente un libro bueno con historias inspiradoras. Era un relato digno de confianza de la historia humana, un cuadro poderoso del interés de Dios en nuestra vida y una promesa fidedigna de la fidelidad de Dios.

Proverbios 30:5 dice que “probada es toda palabra de Dios”. Puedes estar seguro de que la Biblia es el mensaje veraz y exacto de Dios a los seres humanos. No es como una silla vieja que se desploma ante la menor presión. Es la verdad firme del Señor que permanecerá de pie pase lo que pase.

Por Josh McDowell

— ENLACES PATROCINADOS —

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

FUENTE: DEVOCIONALES DIARIOS DEL MINISTERIO VIDA NUEVA PARA EL MUNDO

1 Tesalonicenses 5:9 (RVR 1960)

Porque no nos ha puesto Dios para ira, sino para alcanzar salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo.

Palabras Claves: Josh McDowell Reflexiones Apoyados en las promesas de Dios

Comentarios


Suscríbete al Boletín

Quisiéramos que te enteres y recibas novedades directamente a tu bandeja de entrada de nuestro sitio Web, sólo debes de ingresar tus datos en el siguiente formulario.

Cargando...