— ENLACES PATROCINADOS —
Devocionales 400 vistos

Dios da los dones

Por: Daniel Mendoza P.
Dios da los dones
Fecha: Domingo, 06 de noviembre del 2016 ID: 201600000306

Síguenos en Facebook



1 Cor 12:4-5 Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo. Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo.

La perspectiva es el valor de la distancia. Da un paso atrás de los detalles de 1 Cor 12-14, el pasaje clásico de los dones espirituales. ¿Qué  está tratando de decir Pablo? Hay una gran variedad de dones y manifestaciones del Espíritu. En medio de esta diversidad hay unidad porque sólo hay un Espíritu y un Señor. Dios da los dones como Él quiere. Los dones espirituales y manifestaciones vienen y van, y vienen con el propósito de lograr la voluntad de Dios. Lo que permanece es la fe, la esperanza y el amor. Estos son los estándares duraderos y continuos con los cuales evaluamos nuestros ministerios y nuestras vidas.

Pablo dice: “para que… sepas cómo debes conducirte en la casa de Dios, que es la iglesia del Dios viviente, columna y baluarte de la verdad”  (1Tim 3:15) La verdad es el objeto de nuestra fe. Si conocemos la verdad, ésta nos hará libres para crecer en amor con la esperanza de la eternidad ante nosotros. La iglesia está dotada para lograr ese objetivo. Los dones son medios para un fin, nunca son el fin en sí. Cuando los dones se convierten en el fin en sí mismos, no logran su propósito y se convierten en la base del orgullo espiritual. Nuestra meta es el carácter de Dios y éste debe estar sobre los dones.

Las verdades abrumadoras del resto de la Escritura nos animan a buscar a Dios y a confiar en Él y Él nos dará dones como Él quiera para la edificación de Su iglesia. No debemos buscarlos y no debemos abandonarlos, eso es el equilibrio que necesitamos. Nuestra responsabilidad es ceder ante el Espíritu Santo.

Consideremos el don más grande de todos: el don de la vida eterna. Y demos gracias por el tremendo sacrificio de amor. Jesús vino para que tengamos vida y puso su propia vida por nosotros. Él fue sacrificado para que nosotros pudiéramos tener paz con Dios. ¿Qué regalo o don podría ser mayor?

Por Neil Anderson


— ENLACES PATROCINADOS —

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

FUENTE: DEVOCIONALES DIARIOS DEL MINISTERIO VIDA NUEVA PARA EL MUNDO

Proverbios 17:1 (RVR 1960)

Mejor es un bocado seco, y en paz, que casa de contiendas llena de provisiones.

Comentarios


Suscríbete al Boletín

Quisiéramos que te enteres y recibas novedades directamente a tu bandeja de entrada de nuestro sitio Web, sólo debes de ingresar tus datos en el siguiente formulario.

Cargando...