— ENLACES PATROCINADOS —
Estudios Biblicos

La Mayordomía Cristiana

Por: Daniel Mendoza P.
Fecha: Miércoles, 07 de agosto del 2013 ID: 201500000685

Síguenos en Facebook



Introducción:

Un conocido autor y evangelista en un sermón predicó, relató esto:Pablo Jiménez es un hermano de escasos recursos económicos y con su familia viven en Manzanillo, República de Méjico, y es miembro de la Iglesia Bautista de ese lugar. Es un buen ofrendador. 

En un accidente perdió una pierna y su anhelo entonces fue tener suficiente dinero para poder comprar una pierna artificial. Pero al ir al culto se informó que la iglesia tenía un déficit y entonces él dio a la iglesia el dinero que tenía para comparar su pierna artificial. 

El pastor se conmovió y le dijo que por qué hacía semejante sacrificio. Su respuesta fue: “Prefiero yo andar en muletas y no que mi iglesia ande en muletas”.

Lectura Bíblica: Lucas 16:1-13

La mayordomía cristiana abarca tres aspectos básicos, que son:

I. La enseñanza de la mayordomía

II. La promoción de la mayordomía

III. La práctica de la mayordomía



I. La Mayordomía Cristiana es enseñanza bíblica.

¿Qué es mayordomía cristiana?

Mayordomía cristiana es el reconocimiento de que todo es de Dios; de que el ha puesto algunas cosas en nuestras manos y de que nosotros somos responsables en administrar eso devolviéndose a Dios en adoración y servicio.

1. Dios es el dueño de todo
Salmo 24:1, Hageo 2:8, Ezequiel 18:4

2. Nosotros somos Mayordomos de Dios.
Génesis 1:28; 2:15 Romanos 12:1-2

3. Seremos llamados a cuenta en cuanto a nuestra mayordomía.
Lucas cap. 16

II. Las bendiciones de la Mayordomía
Santiago 1:17

1. La bendición de una experiencia espiritual hermosa y de crecimiento
Gálatas 2:20

2.La bendición de la tranquilidad de la mente y la prosperidad material
2 Corintios 9:8, Hebreos 13:15   

3. El tener mayordomia eclesiástica trae bendición
I Corintios 14:4 

4. La obra del Señor en el tiempo presente 

III. ¿De qué somos Mayordomos?

1. Somos mayordomos del tiempo.
Efesios 5:16, Juan 9:4

2. Somos mayordomos de nuestros talentos. 
¿Qué está usted haciendo con sus talentos?

3. Somos mayordomos de nuestro dinero 

A.¿Cómo ganamos u obtenemos nuestro dinero? 

B.¿Cómo empleamos o gastamos nuestro dinero?


a. El cristiano debe ofrendar.
Malaquías 3: 8 – 10, Mateo 10:8, 1 Corintios 16:2, 2 Corintios 9:6-7 

b. El cristiano debe atender a las necesidades de su familia
1 Timoteo 5:8, Efesios 4:28

c. El cristiano debe hacer un uso sabio de su dinero

Conclusión: Hermanos, somos cristianos y como tales, somos también mayordomos del Señor. Pero, ¿estamos cumpliendo con nuestra mayordomía? Ya tenemos conocimiento bíblico de esta enseñanza. Ya Dios hizo una obra prodigiosa en nosotros. 

Y el Espíritu Santo ilumina nuestra menta con las verdades de la Palabra de Dios. Hagamos, pues, nuestro este mensaje. No seamos oidores olvidadizos, sino hacedores de la Palabra. Seamos conscientes de que Dios se acerca a cada uno de nosotros y nos dice con una voz firme y penetrante: “Da cuenta de tu mayordomía”. 


— ENLACES PATROCINADOS —

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

FUENTE: FRANCISCO ORLANDI GOMEZ

2 Pedro 3:9 (RVR 1960)

El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento.

Comentarios


Suscríbete al Boletín

Quisiéramos que te enteres y recibas novedades directamente a tu bandeja de entrada de nuestro sitio Web, sólo debes de ingresar tus datos en el siguiente formulario.

Cargando...