— ENLACES PATROCINADOS —
Devocionales 179 vistos

Lecciones de las pruebas: Contentamiento

Por: Daniel Mendoza P.
Lecciones de las pruebas: Contentamiento
Fecha: Lunes, 08 de mayo del 2017 ID: 201700000393

Síguenos en Facebook



Heb 11:26 teniendo por mayores riquezas el vituperio de Cristo que los tesoros de los egipcios

Las pruebas pueden mostrar que las cosas materiales son insuficientes para satisfacer nuestras necesidades más profundas.

Cada día contamos con las posesiones materiales como coches, computadoras, celulares, microondas, radios y televisiones. Estas comodidades familiares nos hacen sentir como si fuera difícil sobrevivir sin ellos. Por lo tanto es difícil evitar la trampa que Jesús nos advierte en Mateo 6:24 Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas.

El materialismo puede ejercer tal influencia poderosa sobre nosotros como creyentes que el Señor en ocasiones nos meterá en pruebas sólo para que pueda quitarnos de las garras de los dispositivos y riquezas del mundo. Diferentes pruebas y sufrimientos casi invariablemente revelarán lo ineficientes que son nuestras posesiones para satisfacer nuestras necesidades más profundas o de proveer un alivio genuino de los dolores y tensiones de la vida. Y esta realización debería convertirse más y más verdadera para ti a medida que creces en la vida cristiana. He observado que creyentes maduros, al paso del tiempo, se vuelven cada vez menos apegados a las cosas temporales que han acumulado. Tales cosas, junto con las experiencias fugaces de la vida simplemente se desvanecen en importancia al acercarse más al Señor.

Moisés es un ejemplo maravilloso de alguien que aprendió a través de tribulaciones estas importantes lecciones sobre el materialismo (Heb 11:24-26) Pasó cuarenta años en casa de Faraón donde fue criado para ser un príncipe de Egipto. Pero estuvo dispuesto a dejar la posición de prestigio y poder para poder experimentar algo del sufrimiento de sus compatriotas Israelitas, quienes vivían como esclavos en Egipto. Dios de hecho hizo a Moisés participante de las pruebas de Israel, contento de confiar en Él, y no sólo en las comodidades y ventajas del materialismo: “Por la fe dejó a Egipto, no temiendo la ira del rey; porque se sostuvo como viendo al Invisible” (Heb 11:27)

El Señor puede que necesite conseguir nuestra atención de la misma manera, para que podamos aprender una de las lecciones claves de las pruebas de la vida: confiar en Su riqueza espiritual ilimitada y no en nuestras posesiones materiales finitas que se desvanecen.

Por John MacArthur


— ENLACES PATROCINADOS —

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

FUENTE: DEVOCIONALES DIARIOS DEL MINISTERIO VIDA NUEVA PARA EL MUNDO

Efesios 2:8 (RVR 1960)

Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios.

Comentarios


Suscríbete al Boletín

Quisiéramos que te enteres y recibas novedades directamente a tu bandeja de entrada de nuestro sitio Web, sólo debes de ingresar tus datos en el siguiente formulario.

Cargando...