— ENLACES PATROCINADOS — Suscribete gratis a nuestro boletín
Devocionales 361 vistos

Tu vida apartado de Dios

Por: Daniel Mendoza P.
Tu vida apartado de Dios
Fecha: Martes, 18 de abril del 2017 ID: 201700000300

Síguenos en Facebook

Rom 8:13-14  porque si vivís conforme a la carne, moriréis; mas si por el Espíritu hacéis morir las obras de la carne, viviréis. Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, éstos son hijos de Dios.

¿Por qué todavía reaccionas como si tu antiguo amo todavía estuviera en control de tu comportamiento? Porque mientras serviste bajo su mando, tu antiguo yo entrenó y condicionó tus acciones, reacciones, respuestas emocionales, patrones de pensamiento, recuerdos y hábitos en una parte de tu mente llamada carne. La carne es esa tendencia dentro de cada persona de operar independientemente de Dios y de centrar sus intereses en sí mismo. Una persona no salva funciona totalmente en la carne (Rom 8:7-8) adorando y sirviendo a la criatura en lugar de al Creador (Rom 1:25) Tales personas viven para sí mismas (2 Cor 5:15) a pesar de que muchas de sus actividades puedan parecer ser motivadas por la generosidad y la preocupación por los demás.

Cuando naciste de nuevo, tu antiguo yo murió y tu nuevo yo vino a la vida y fuiste hecho partícipe de la naturaleza divina de Cristo. Pero tu carne permanece. Trajiste a tu compromiso cristiano una mentalidad totalmente condicionada y un estilo de vida desarrollado separado de Dios y centrado en ti mismo. Desde que naciste físicamente vivo pero espiritualmente muerto no tenías ni la presencia de Dios ni el conocimiento de la voluntad de Dios. Así que aprendiste a vivir tu vida de forma independiente de Dios. Es esta independencia aprendida que hace que la carne sea hostil hacia Dios.

Durante los años que pasaste separado de Dios, tus experiencias mundanas programaron completamente tu cerebro con patrones de pensamiento, rastros de memoria, respuestas y hábitos que son ajenos a Dios. Así que aunque tu antiguo yo se ha ido, tu carne permanece en oposición a Dios como una propensión pre-programada al pecado, que es vivir independiente de Dios.

Ten en cuenta que ya no tienes que obedecer a esa inclinación pre-programada a vivir independiente de Dios. Tú eres un hijo de Dios y eres libre de matar esos deseos carnales y obedecer a Cristo.

Por Neil Anderson

ORACIÓN

Señor, hago una fresca declaración de dependencia a ti hoy. Renuncio a mis antiguas tendencias a vivir independiente de ti, en el nombre de Jesús, amén.

— ENLACES PATROCINADOS —

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

FUENTE: DEVOCIONALES DIARIOS DEL MINISTERIO VIDA NUEVA PARA EL MUNDO

Josué 1:9 (RVR 1960)

Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas.

Palabras Claves: Neil Anderson Devocionales

Comentarios


Suscríbete al Boletín

Quisiéramos que te enteres y recibas novedades directamente a tu bandeja de entrada de nuestro sitio Web, sólo debes de ingresar tus datos en el siguiente formulario.

Cargando...